La conspiración del golpe de Estado

Tanto los que estuvieron a favor del golpe de Estado (ellos lo llaman “sucesión constitucional”) como los que están en contra recurren a diferentes versiones de teorías de conspiración para explicar lo que pasó en Honduras.

Mientras en otras partes del mundo las teorías de conspiración sufren de una mala reputación, en Honduras son necesarias.

Y por supuesto, a nivel internacional, la teoría de la conspiración más aceptada es la de la del golpe de Estado.

Y siendo esto así, cabe preguntarse, si las teorías de conspiración gozan de tan mala prensa, ¿por qué en el caso de Honduras sí son aceptables?

En mi opinión, esto sucede así por la mala imagen que se tiene del país a nivel internacional. A mucha gente se le hace difícil pensar que el gobierno de Estados Unidos, por ejemplo, pueda conspirar contra su propio pueblo, pero es más fácil pensar que un país pequeño y con mala fama, como Honduras, pueda hacerlo.

La teoría de la conspiración del golpe de Estado

Según el grupo que asegura que en Honduras hubo un golpe de Estado, conocido como la “resistencia”, Manuel Zelaya fue el mejor presidente que haya tenido Honduras, el que tuvo el valor , como ningún otro, de confrontar a los “grupos de poder”. Prueba de ello fue el desproporcionado aumento al salario mínimo y el proyecto de la “cuarta urna”, por medio de la cual iba a inaugurar la soberanía popular y la democracia participativa. Su afiliación con los gobiernos progresistas de Latinoamérica aglutinados en el ALBA no daba lugar a dudas sobre sus sanas intenciones.

Por eso la oligarquía hondureña se atemorizó, porque veía como se le iba de las manos el poder, por lo que decidió conspirar para dar un golpe de Estado, contando con la secreta aprobación de Estados Unidos. De hecho, fue Estados Unidos el que tomó la iniciativa para dar el golpe de Estado, ya que la torpe oligarquía hondureña es demasiado servil para atraverse a dar un golpe de Estado sin la aprobación del Tío Sam.

Los conspiradores fueron un grupo de empresarios de ascendencia árabe que se han apoderado del país por medio del poder económico, explotando a los nativos y a sus recursos naturales. Este grupo de empresarios árabes utilizaron a los militares para dar un golpe de Estado militar con cierta apariencia de ser un régimen civil. Roberto Micheletti aparecía como un presidente civil de facto, aunque en realidad solo era una marioneta en manos de los militares.

Los militares tomaron el control del Congreso y de la Corte Suprema de Justicia.

Al saber del golpe de Estado, el pueblo salió inmediatamente a las calles para protestar por el golpe de Estado militar salvaje, y repudiar al dictador Micheletti, por lo que fue reprimido por el régimen de facto por medio de torturas, asesinatos y desapariciones.

Los muertos, torturados y desaparecidos se cuentan por miles, es una verdadera masacre; sin embargo, uno no podía darse cuenta de esto por los medios de comunicación hondureños porque todos fueron controlados por los golpistas. Todos los medios de comunicación anti-golpistas fueron cerrados. Los canales de internacionales de noticias como CNN fueron censurados.

La oligarquía organizó pequeñas marchas de empleados del gobierno y de la empresa privada golpista para dar la impresión de que tenía respaldo popular, pero no lograron convencer a nadie.

Estados Unidos denunció públicamente el golpe de Estado mientras seguía financiando a los golpistas.

Con la ayuda de Estados Unidos se organizaron unas elecciones fraudulentas a las que asistió menos del 5% de la población, y sin embargo, Estados Unidos reconoció a esas elecciones como válidas.

Con estas elecciones se pretendió lavar la cara del golpe de Estado, aunque la triste realidad es que los militares continúan en el poder por medio de la represión salvaje y brutal, pero esto se le oculta a la opinión pública internacional por medio de la campaña de desinformación del imperialismo yanqui.

El pueblo hondureño continúa creyendo en que Mel Zelaya es su mesías, y que muy pronto vendrá a liberarlo de las cadenas de la oligarquía.

Pero la realidad es que…

No es cierto que Mel Zelaya haya hecho una excelente gestión como presidente a favor de los pobres. Zelaya se caracterizó por su forma caótica de gobernar, él despilfarró los dineros de la condonación de la deuda. A Zelaya no lo sacaron por favorecer a los pobres, sino por pretender saltarse por la barda las reglas del juego político.

No hay ninguna evidencia de conspiración para dar un golpe de Estado. La expulsión de Mel Zelaya del país al parecer fue un evento inesperado. Micheletti asumió el poder porque era el que seguía en la línea de mando según la Constitución. No hay ninguna evidencia de que los militares haya ejercido el poder. Micheletti dirigió un gobierno civil. El Congreso y la Corte Suprema de Justicia continuaron con los mismos funcionarios que había durante el gobierno de Zelaya.

Los grupos que apoyaron a Zelaya fueron y continúan siendo una minoría. Los reportes de abusos de derechos humanos fueron manipulados políticamente para perjudicar a Honduras. Los medios de comunicación zelayistas siguieron operando en medio de la crisis, difamando e incitando a la población a la violencia.

Las elecciones fueron todo un éxito, y han sido la base para el reconocimiento internacional del gobierno de Honduras. No hay ninguna evidencia de que Estados Unidos haya participado en el derrocamiento de Zelaya, antes bien, al contrario, presionaron para el regreso de Zelaya al poder, y continúan considerando lo sucedido el 28 de junio del 2009 como un golpe de Estado.

2 pensamientos en “La conspiración del golpe de Estado

  1. Anonymous

    Pero la realidad es que…vos queres parecer gallo pero sos gallina…queres tirarte a escritor, frustrado, pareces una pelicula Yanqui en lo mas tipico Hollywood de Accion, llegan a un lugar saquean, matan, destruyen, "reconstruyen" porque ya son dueños y tienen que cuidar su nueva propiedad y al final hacer ver que ellos son los buenos peliculas y obviamente hacen un final de lo mas lindo en el cual te tragas que todo fue por un bien mayor…las blancas palomas queriendo salvar al mundo , no ? Aplausos y va el Oscar…vos deberias trabajar para esta gente tenes los dotes…no vengas a continuar a queres ponerle mas curitas blancas a la herida! Quien te paga? A que sos pariente de arabes tambien!Bueno en fin, estaremos en contacto.

  2. Anonymous

    Porque borrastes los comentarios…tipico de los medios aqui en Honduras sean estos de caracter privado o "personal" como este que andan avalando el golpe de estado y desmintiendo el mismo.y hablando de Democracia no?? Ridiculo…frustrado!

Los comentarios están cerrados.