La Fiesta de San Juan

Garífunas tocando tambor

Por: Raúl Arturo Pagoaga

Baila el negro de Cristales
en la fiesta de San Juan,
pasa la danza caribe
por las calles, frente al mar
baja de los caribales
con tun tun de tambores
alboroto de colores
deja la danza al pasar
y se oye el canto que va
del tambor al cucutá.

Sus cuerpos saltan de gozo
¡Yamanuga! ¡Cucutá!
San Juan los llama congos
que son peces de alquitrán.

Negro, tambor y bambú.
Señor de la danza negra,
negro que danza en Trujillo
y grita en una honda U
y gruñe diciendo “millo”
Negro, tambor y bambú.

La gran fiesta de San Juan
trajeada de rojo seda,
va corriendo las calles
para cambiar por la danza
el brillo de una moneda.

Negro, tambor y bambú,
que va con su cumba ronca
ardiendo maraca al son
por espantar el tabú
que lleva en el corazón.
¡Negro, tambor y bambú!

Es la fiesta de San Juan
que viene del caribal
Señor del cucutá,
Señor del casabe y pan
que bajo el sol de Trujillo
bailando están,
bailando están.

Y baila, bailando baila,
con su ritmo de betún,
morenero de Cristales,
barracones de bambú.
Suena el tambor y la cumba,
las maracas epilépticas
y el grito hueco de la A…
Y se rompe el medio día
frente al espejo del mar,
una ronca gritería:
¡Yamanuga! ¡Cucutá!

Tomado del libro “Tres Ensayos Literarios”, por Raúl Arturo Pagoaga. Tegucigalpa, 1986.